lunes, 8 de junio de 2009

Los oráculos


Los oráculos son tan antiguos como el hombre mismo, ya en la prehistoria la adivinación del futuro jugó un papel peculiar y sería difícil poder calcular cuando se comenzaron a utilizar, pero en prácticamente todas las culturas que se conocen han existido métodos de adivinación .

Sabida es la importancia que tenían los oráculos en la antigua Grecia, donde incluso decidieron acontecimientos políticos.

Algunos de los oráculos más importantes del mundo griego eran:

-Oráculo de Delfos, dedicado al dios Apolo y quizás el más famoso de todos.

-Oráculo de Dádimo

-Oráculo de Dódona, dedicado a Zeus y uno de los más importantes.

-Oráculo de Delos

Los romanos asimilaron los oráculos griegos, creando además algunos propios, como el de la Sibila de Cumas.

Todos los templos del antiguo Egipto eran sin duda proféticos. Los oráculos más importantes fueron los de Heliópolis y Abydos, también tuvo gran importancia el oráculo del dios Amón-Ra, al que peregrinó Alejandro Magno.

En los hebreos, la respuesta de los thummin y los urim, que consultaban a través del sacerdote, era considerada la voz de Dios. También en el antiguo testamento se habla de oráculo

En las culturas de Babilonia, Fenicia y Caldea, tenían también gran importancia y eran venerados los oráculos.

Una de las historias más representativa y famosa sobre la importancia de los oráculos es la de Edipo:

Layo, rey de Tebas, al nacer Edipo fue a consultar el oraculo de Delfos , el oráculo le dijo que el niño, al crecer mataría a su padre y se casaría con su madre, Layo, horrorizado por lo que le había dicho el oráculo y queriendo evitar el destino, ordenó matar al niño, pero el súbdito tuvo lástima y en vez de matarlo lo abandonó en el monte Citerón, colgado por los pies de un árbol. Un pastor encontró el bebé y lo entregó a Pólibo, rey de Corinto, Peribea, la esposa de Pólibo y reina de Corinto se encargó de la crianza del bebé. Edipo, en la adolescencia, debido a las habladurías de sus compañeros de que sus padres no eran sus auténticos padres, fue a consultar el oráculo de Delfos, el cual le aseguró que mataría a su padre y se casaría con su madre. Edipo, creyendo que sus padres eran quienes le habían criado, decidió huir de Corinto para evitar el destino. En el viaje de huida se encontró con Layo, con el que discutió y al que mató, sin saber que era el rey de Tebas. Mas tarde se encontró con la esfinge, que tenía atormentado el reino de Tebas, venció a la esfinge, respondiendo correctamente la pregunta y la esfinge se muere . Edipo es nombrado salvador de Tebas y como premio es proclamado rey y se casa con Yocasta, viuda de Layo y su verdadera madre, con la que tiene cuatro hijos. Al poco tiempo una terrible plaga cae sobre Tebas, ya que el asesino de Layo no ha pagado por su crimen y contamina la ciudad. Edipo emprende averiguaciones y descubre que es hijo de Layo y Yocasta y que él mismo ha sido quien mató a su padre. Yocasta al enterarse se suicida y Edipo se arranca los ojos y huye al exilio.

También Herodes, rey de Judea, mandó matar a todos los niños menores de dos años que vivieran en Belén y alrededores, porque le habían dicho que uno de los niños que había nacido allí seria el rey de los judíos, pero un ángel se apareció a José, huyeron a Egipto y Jesucristo se salvó.

1 comentario:

Perfecto dijo...

Muy interesante. Vendré con mas tiempo.

Un saludo.